Europa,  Francia,  Sur de Francia

Ruta cátara en el sur de Francia. 8 paradas imprescindibles.

Siempre se habla muchísimo de las principales ciudades francesas, de regiones como la Provenza, Bretaña, Normandía o Alsacia. Pero hay otro territorio del que no se habla tanto, la zona más meridional del país, que alberga tantas o más historias que el resto. Por allí pasaron romanos, galos, navarros, francos, aragoneses, cátaros, musulmanes, catalanes, visigodos… Y poco sabemos de ellos. Así que en este post nos vamos a centrar en los vestigios que los cátaros, quienes habitaron principalmente en las tierras del Languedoc, dejaron tras su desaparición. Por eso os proponemos seguir esta ruta cátara en el sur de Francia. Un recorrido a través de villas medievales, castillos, abadías y monasterios que rebosan historia y secretos del pasado.

📝 Pero, ¿quiénes fueron los cátaros?

Los cátaros, también llamados albigenses por su gran vinculación con la ciudad del Albi, en el sur de Francia; eran los integrantes de un movimiento religioso cristiano que nació en el siglo XI y no tardó en hacerse fuerte en toda Occitania. Principalmente gracias a la ayuda de señores feudales vasallos del Reino de Aragón.

Realmente los cátaros procedían de oriente, concretamente de Tracia (un área compartida por Turquía, Grecia y Bulgaria). De donde fueron expulsados por el gobierno de Bizancio. Por lo que huyeron hacia occidente y se asentaron en esa región francesa. Pero, aunque contaron con el apoyo de muchos nobles, mantuvieron una guerra abierta y constante con la Iglesia Católica. Quien los catalogaba indudablemente como herejes. Y para acabar con ellos llegó incluso a promover en 1209 la Cruzada Albigense de la mano del Papa Inocencio III.

Aquella guerra que se extendió hasta 1244 terminó con la independencia de Occitania, que quedó integrada en el Reino de Francia, y con los dominios aragoneses en la región. Sin embargo, el catarismo sobrevivió. Pero sin el apoyo de los nobles y perseguido por la recién creada inquisición, fue disipándose hasta desaparecer por completo en el siglo XIV.

Por último, hay que decir que, aunque se hable constantemente de los “castillos cátaros”, no fueron realmente los seguidores del catarismo los que levantaron esas construcciones. Si no los nobles que ostentaban en poder y que les protegieron durante años. Además, pese a que suele hablarse del País Cátaro para referirse a los monumentos (castillos, abadías…) de toda la región que habitaron, mucho de ese patrimonio ya existía antes de su llegada.

📍 Cómo llegar y cómo hacer el recorrido

Lo primero que debemos resaltar es que si estáis pensando en hacer una ruta cátara en el sur de Francia necesitaréis un coche. Hay algunas ciudades grandes, como puede ser la flamante Carcassone, de la que os hablamos más en este otro post, a las que sí que se puede llegar en transporte público. Pero para para adentrarse en los pequeños pueblos que componen la ruta es prácticamente imprescindible contar con un vehículo propio.

Aun así, dicho eso, el acceso a la ruta en coche es superfácil y cómodo desde varios puntos:

  • Desde Narbona. La ciudad costera que en su día fue capital de la Galia romana es uno de los mejores puntos de partida de la ruta. Fue donde empezamos nosotros y desde allí se puede llegar en poco tiempo a algunos de los lugares más destacados del Pays Cathare.
  • Desde Toulouse. Igual que sucede desde Narbona, desde Toulouse también es supercómodo empezar el recorrido. Pero esta vez desde el oeste en vez de desde el este.
  • Desde Cataluña. Por último, hacer una ruta cátara en el sur de Francia es igualmente la escapada ideal de fin de semana desde Cataluña. Y es que desde ciudades como Girona puede llegarse al País Cátaro en menos de dos horas.

📌Ruta cátara en el sur de Francia

Bien, ahora que ya hemos hablado de quiénes fueron los cátaros y la importancia que tuvieron durante la edad media en la región de Occitania, ya sólo nos queda contaros qué ver en una ruta cátara en el sur de Francia.

Como podéis ver en la imagen, en total son 21 los lugares de excepción que componen el patrimonio de aquel País Cátaro. Así que para visitarlos absolutamente todos hacen falta varios días. Al menos, 4 o 5. Sin embargo, nosotros os proponemos hacer esta mini ruta de 8 paradas que puede hacerse perfectamente en 2 días. Y para que no os perdáis nada de ella os dejamos nuestro supermapa.

Dependiendo de desde dónde vengáis, podéis empezar esta ruta cátara en el sur de Francia por la parada que mejor os venga. Nosotros ya habíamos visitado Carcassone unos días antes, así que el resto del recorrido lo empezamos en Narbona. Y desde allí os lo vamos a contar paso a paso😉.

¿Nos acompañáis?

1. Carcassonne🏰

Quizás la parada más imprescindible de cualquier ruta cátara en el sur de Francia sea Carcassone. Su ciudadela medieval amurallada es una de las mejor conservadas del mundo. Y, de hecho, todo el conjunto arquitectónico medieval fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1997.

visitar Carcassonne

📝 Lee aquí el artículo completo sobre Carcasonne

2. Abadía de Fontfroide⛪

Bien, ahora sí que sí, partiendo desde Narbona, la primera parada que se puede hacer es en la Abadía de Fontfroide. Uno de los complejos cistercienses más grandes de Francia. Y que cuenta con un claustro y unos jardines prácticamente únicos.

Fue fundada como un monasterio benedictino en el siglo XI, aunque su comunidad fue sustituida rápidamente por la Orden del Císter. A partir de entonces empezó a crecer y a expandirse. Tanto, que llegó a fundar el Monasterio de Poblet, en Cataluña. Además, durante la cruzada albigense fue uno de los mayores azotes de los cátaros y un bastión de la resistencia católica en la zona.

Sus horarios son de noviembre a marzo de 10 a 12:30 y de 13:30 a 17. Mientras que de abril a octubre abren ininterrumpidamente de 10 a 18. Ampliando este horario de 9:30 a 19 en julio y agosto.

Y el precio de la entrada es de 12,5€ (8€ los niños) si el recorrido se hace con audioguía. O de 15€ (9,5€ los niños) si se sigue la visita guiada. Estas entradas incluyen la visita al templo y a sus jardines. Aunque podéis consultar toda la información detallada en su web.

Nuestra pena fue no poder visitarla porque, pese a lo dog-fiendly que son en Francia, no admiten mascotas…

3. Lagrasse🏡

La siguiente parada de nuestra ruta cátara en el sur de Francia fue en Lagrasse. Uno de los pueblos más bonitos del país galo y que, además, cuenta con la abadía benedictina más grande del Languedoc medieval.

Este pueblecito de menos de mil habitantes se encuentra a orillas del río Orbieu. En un enclave rodeado de frondosos pinares y de viñedos en los que se producen exquisitos vinos locales. Y, aunque ahora el conjunto medieval del interior de sus murallas parezca un lugar apacible, refugio de artistas y artesanos, hubo un tiempo en que Lagrasse fue la capital de la región de Corbières. Y hasta ella llegaban constantemente comerciantes y viajeros que se daban cita en sus concurridas ferias.

En Lagrasse apenas hay plazas de parking en la calle y las que hay son para uso exclusivo de los residentes. Es por eso que hay habilitados dos aparcamientos gratuitos (uno de ellos también para caravanas) a ambos lados del pueblo.

ruta cátara en el sur de Francia

La abadía se encuentra separada del resto del pueblo por el río. Por lo que para llegar hasta ella hay que cruzar alguno de los puentes que comunican ambas orillas. Aunque sin duda alguna el más popular es el Puente Viejo. Construido en piedra en 1303 y que ya entonces se hizo famoso y hasta llegó a aparecer en sellos.

ruta cátara en el sur de Francia

Además, las vistas desde el puente hacia ambos lados son😍.

ruta cátara en el sur de Francia

Una vez cruzado el río, se llega al fin a la Abadía de Santa María de Lagrasse. Construida en el año 783. Y de la que cuenta la leyenda que fue el mismísimo Carlomagno quien la fundó.

ruta cátara en el sur de Francia

¿Cómo visitar la abadía?

Actualmente la abadía se divide en dos: una parte pública (administrada por el estado) y otra privada (administrada por la Iglesia). Así que las visitas son independientes una de otra.

  • La parte privada comprende aproximadamente las 3/4 partes de los edificios, con la iglesia abacial, el claustro, los edificios conventuales del siglo XVIII, el crucero sur y el jardín (medieval y renacentista). Puede visitarse de 15:15 a 18. Y cuesta 4€ (1€ los niños). Además, admiten perros pequeños en brazos o en mochila.
  • La parte pública se visita de 10 a 17 (hasta las 18 o 19 en los meses de verano). Comprende el patio, la vivienda y la capilla del abad, el dormitorio de los monjes, el crucero norte de la iglesia y un museo lapidario. Y su precio es de 5€ (2,5€ los niños).
4. Château de Termes🏰

Desde Lagrasse una estrecha y preciosa carretera panorámica lleva en unos 30 minutos hasta el recóndito Castillo de Termes. Otra parada imprescindible en nuestra ruta cátara en el sur de Francia.

Termes es un pueblecito de apenas cincuenta habitantes y en lo alto de una de sus colinas se encuentran las ruinas de su castillo medieval. Al que suelen considerar uno de los cinco hijos de Carcassone. Y que, hasta la firma del Tratado de los Pirineos, fue uno de los bastiones fronterizos con la Corona de Aragón. Además de un enclave estratégico en la guerra con los cátaros. Tras la que quedó seriamente dañado por los proyectiles de las catapultas. Sin embargo, lo que acabó definitivamente con él, fue que el rey de Francia lo mandó dinamitar en el siglo XVII para evitar que se convirtiese en refugio de rebeldes.

ruta cátara en el sur de Francia

Realmente no queda mucho del castillo más allá de sus muros. Pero los 15-20 minutos de empinadísima subida merecen la pena sólo por las espectaculares vistas de toda la región.

ruta cátara en el sur de Francia

Para hacer la visita, hay que aparcar en el espacio habilitado que hay al final del pueblo. Desde allí en apenas 5 minutos se llega caminando junto al río hasta la Oficina de Información Turística. Donde empieza el sendero y donde hay que pagar los 5€ (2€ los niños) de la entrada. Además de poder ver en su interior una pequeña proyección sobre la historia del castillo

Abre de 10 a 17 en marzo y en noviembre. Ampliando ese horario hasta las 18 en abril, mayo, junio, septiembre y octubre. Y hasta las 19:30 en julio y agosto. Mientras que los meses de diciembre, enero y febrero permanece cerrado. Igualmente, podéis consultar toda la información en su página web.

5. Château d’Arques🏰

Al contrario que la mayoría de los castillos de la ruta cátara en el sur de Francia, el Castillo d’Arques no se encuentra en lo alto de ninguna colina. Si no que se sitúa en una apacible llanura.

El complejo gira en torno a su cuadrangular torre del homenaje. Que con sus 11 metros de ancho y sus 25 de alto se considera una obra maestra del arte gótico militar. Además, se cree que la torre ya era el epicentro del original pueblo de Arques. Aunque años después quedaría integrada en las murallas, igualmente cuadrangulares, del castillo. Que fue la residencia y fortificación militar de los Voisins de Arques hasta que su linaje desapareció.

ruta cátara en el sur de Francia

En la actualidad tiene la consideración de Monumento Histórico Artístico desde 1887. Y puede visitarse de 10 a 13 y de 14 a 18. La entrada cuesta 6€ (3€ para los niños). Aunque os recomendamos comprobarlo en su web.

6. Château de Puivert🏰

Otro de los castillos que no os podéis perder en una ruta cátara en el sur de Francia es el Château de Puivert. Un enclave estratégico imprescindible durante la Edad Media, encaramado en la colina de Quercorb a unos 600 metros de altura sobre el pueblo y el lago del mismo nombre.

En este caso no estamos hablando de una plaza que sirvió de bastión contra los cátaros. Si no más bien todo lo contrario. La familia Congost, la primera familia señorial de Puivert, era bastante afín a la causa cátara. Teniendo entre sus miembros varios adeptos. Lo que llevó al asedio y toma del castillo durante las cruzadas.

ruta cátara en el sur de Francia

En su interior, del que no queda prácticamente nada y lo que queda se cree que es de una reconstrucción post-cátara, puede recorrerse la Torre del Homenaje, lo único que se conserva en bastante buen estado tanto por fuera como por dentro.

La visita cuesta 7€ (5€ los niños). Y abre de mayo a octubre de 10 a 19 (sólo hasta las 17 de octubre a mayo). Cerrando siempre del 15 de noviembre al 20 de diciembre. O si hace mal tiempo, como el día que fuimos nosotros. Que llovía y lo encontramos cerrado. Aun así, tampoco hubiéramos podido entrar ya que no admiten a las mascotas.

7. Château de Montsegur🏰

Casi al final de la ruta cátara en el sur de Francia que os proponemos hacer, se encuentra el Castillo de Montsegur. El que probablemente sea uno de los castillos cátaros más emblemáticos. Situado a más de 1200 metros de altura sobre la montaña de Pog.

La zona ya estaba habitada desde tiempos inmemoriales como prueban el sinfín de grutas y cuevas que hay. Sin embargo, no fue hasta 1204 que Ramon de Pérella, señor del lugar y afín al catarismo, levantó el castillo. Y lo convirtió en uno de los refugios preferidos de los cátaros durante la Cruzada Albigense. Eso condujo a que en mayo de 1243 los ejércitos católicos iniciasen un asedio que se prolongó durante casi un año. Aquel asedio terminó con la rendición del castillo y con la quema en la hoguera de más de 200 cátaros que se negaron a abjurar de su fe. Unos hechos que se consideran la estocada definitiva al catarismo.

Al igual que el de Puivert, por el mal tiempo no pudimos visitarlo. Y, de hecho, ni lo intentamos. Ya que hay una subida de unos 30 minutos desde el aparcamiento hasta el castillo.

Pero por si os animáis, abre todos los días de febrero a diciembre con horarios muy variables. Así que os recomendamos echar un ojo a su web. Y el precio de la entrada es de 5,5€ (3€ los niños).

8. Foix🏘

Nuestra ruta cátara en el sur de Francia terminó en Foix. La principal ciudad de uno de los condados medievales más importantes del país hasta que quedó incorporado a la corona de Francia. Cuyos condes y sus descendientes gobernaron, o formaron parte de los gobiernos, tanto del Principado de Andorra en sus orígenes como del Reino de Aragón. De este último durante el matrimonio de Germana de Foix con Fernando el Católico tras la muerte de Isabel la Católica.

Como no, Foix también cuenta con su propio castillo cátaro. Situado, una vez más, en lo alto de la colina que preside el pueblo. Se construyó a principios del siglo XI como una fortaleza militar amurallada con dos torres almenadas para ser el hogar de los condes. Y también sirvió de refugio a centenares de cátaros durante la cruzada. Sin embargo, con el paso de los años los condes fueron abandonándolo y acabó convertido en prisión en el siglo XVIII. Tras la Revolución Francesa pasó a ser monumento histórico, fue restaurado y se consolidó como museo departamental.

ruta cátara en el sur de Francia

No pudimos visitarlo porque no permiten la entrada con mascotas. Pero se puede visitar por 11,5€ (8€ los niños). Aunque consultad bien los horarios en su web antes de ir. Porque son muy variables.

Además del castillo, no hay que dejar de acercarse al Monasterio de Saint Volusien. Que se construyó para alojar las reliquias del santo. Que fue obispo de Tours y a quien asesinaron a las puertas de Foix cuando iba camino del exilio.

ruta cátara en el sur de Francia

🍽 Comer en la ruta cátara en el sur de Francia

Igual que nos ocurrió en la ruta de las bastidas, a lo largo de la ruta cátara en el sur de Francia muchos pueblos son tan, tan pequeños, que no hay bares, ni restaurantes, ni cafeterías. Así que como además viajábamos en temporada baja y había bastantes sitios cerrados, e íbamos con nuestra perrita y no sabíamos si en muchos sitios nos pondrían problemas, ese día optamos directamente por llevar provisiones. ¡¡Y menos mal!! Porque además nos llovió a cántaros😂.

Os dejamos aquí algunos consejos para comer en la zona:

  • En primer lugar, es un buen itinerario para llevar provisiones en el coche y hacer picnics por ahí si hace buen tiempo. O comer unos bocadillos dentro del coche como tuvimos que hacer nosotros por la lluvia.
  • Aunque no comáis de picnic, llevad agua y algún aperitivo o matahambre en el coche por si no encontráis dónde comer a vuestras horas.
  • Recordad que los horarios de comida franceses son distintos a los de España. Generalmente el almuerzo empieza a eso de las 12. Y la mayoría de restaurantes a las 14-14:30 han cerrado.
  • Si queréis probar auténtica comida francesa al mejor precio, no os perdáis las casas de comidas tradicionales. Veréis algunas frecuentadas por trabajadores y, ¡¡se come de lujo!!
  • Si salís de ciudades como Toulouse o Narbona hay además tiendas gourmet donde podéis haceros con el mejor picoteo deluxe.

🛌 Dónde alojarse

Igual que sucede con el tema de las comidas, si estáis pensando hacer esta ruta cátara en el sur de Francia, debéis tener en cuenta que no sobran las opciones de alojamiento en la región. A excepción de en las ciudades principales, en muchos de los pueblos no hay dónde hospedarse más allá de alguna que otra casa rural. Y en algunos ni eso. Amén de que en las ciudades tampoco hay demasiada oferta. Así que nuestra recomendación es alojarse en ciudades como Toulouse, Foix, Carcassone o Narbona.

Nosotros nos alojamos en Narbona en el Zenitude Hôtel-Résidences Narbonne Centre 4*. Literalmente, a dos pasos de la Plaza del Ayuntamiento y de La Promenade des Barques. Así que esta superbién ubicado.

Además, después de una experiencia regulera en un hotel de la misma cadena en Lourdes, llegamos a Narbona con un poco de miedo y qué gratísima sorpresa nos llevamos. Este hotel es harina de otro costal. Está limpísimo, reformado (¡¡¡sin moquetaaaaaa!!!), las camas son nuevas, grandes e hipercómodas, el baño tiene plato ducha y también está limpio como una patena, la cocina es muy completa… vamos, que lo tiene absolutamente todo.

Y lo mejor es su precio (75€ la habitación doble). Más barato que muchos otros hoteles del sur de Francia que al lado de este no merecerían ni media estrella.

Como punto negativo, sólo diría que tienen parking de pago, pero no dejan reservarlo con antelación, así que cuando llegamos (a las 15:00) no les quedaba ni una plaza libre y tuvimos que buscar dónde aparcar. Y tardamos lo nuestro…

..

En cualquier caso, para reservar vuestro alojamiento ideal en la ruta cátara en el sur de Francia, ¡¡no dudéis en usar nuestro link!! A vosotros no os costará más y a nosotros nos ayudaréis a seguir creando contenido.

🛌 Haz tu reserva en Booking.com al mejor precio

Y hasta aquí todo lo que os podemos contar sobre nuestra experiencia visitando Narbona en un día. Una ciudad cargadísima de historia y de la que no solemos hablar mucho.

..

✈ Organiza tu viaje por el Sur de Francia:
..

📝 Descubre TODOS LOS POSTS que hemos publicado sobre el Sur de Francia.

🛌 Encuentra las MEJORES OFERTAS de alojamiento en la zona.

🏆 Añade VISITAS GUIADAS Y EXCURSIONES en Occitania en español.

🎗 Contrata el mejor seguro de viajes con nuestro 5% DE DESCUENTO EN IATI SEGUROS.

💡 ¿Prefieres no tener que preocuparte de nada? Descubre nuestra ASESORÍA GRATUITA.

Espero que esta guía para hacer una ruta cátara en el sur de Francia os haya resultado superútil. Si tenéis cualquier duda o pregunta, os animo a dejar un comentario o escribirnos por email. ¡Hasta muy pronto viajerxs!

Y si queréis estar al tanto de todas las novedades, no dejéis de seguirnos en instagram: @miventanalmundo

..

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.