Canarias,  España,  Gran Canaria

Los Tilos de Moya y otros imprescindibles del hogar de Tomás Morales

Frente a los áridos barrancos del sur de la isla, las cuencas del norte son húmedas y constituyen un auténtico vergel. En ellas se concentra la mayor parte de la biodiversidad de Gran Canaria. Y la Reserva Natural Especial de los Tilos de Moya es el principal reducto de laurisilva. Por eso bien merece una visita.

Pero, a parte de albergar esta reserva natural, el municipio de Moya es también la cuna de uno de los emblemas de las letras canarias: el poeta Tomás Morales. Quien, junto a Pérez Galdós, situó Canarias en el mapa de la literatura española de principios del siglo XX.

Por lo que una visita a los Tilos de Moya y al pueblo que les da nombre puede combinar a la perfección naturaleza, historia y tradición. Además de ser el lugar perfecto para probar algunos de los dulces más típicos de la isla. O, incluso, disfrutar del mar en su faceta más salvaje. La de las olas rompiendo contra los acantilados volcánicos.

Así que, ¡¡aquí os cuento todo lo que necesitáis saber!!

📍 Cómo llegar

Gran Canaria puede presumir de tener muy buenas infraestructuras de carreteras y transporte. Así que llegar hasta Moya, y por ende a los Tilos de Moya, no supone ningún problema. Se puede acceder con facilidad desde Las Palmas. Así como desde las principales poblaciones del norte de la isla.

En coche🚗. Lo más sencillo y cómodo. Ya que, poco más de 20 kilómetros separan la capital insular de Moya. Y se tarda aproximadamente media hora.

En guagua🚍. Una opción bastante buena si no se dispone de coche. El transporte público en Gran Canaria llega a prácticamente todos los rincones de la isla. Así que también lo hace hasta Moya. Aunque su frecuencia no es la ideal. Desde Las Palmas se pueden tomar las líneas 116 y 117 (cada hora, aproximadamente, entre semana y cada dos los fines de semana). Y el precio es de 3€ por trayecto.

🌲 Los Tilos de Moya 

Hace 500 años toda la cara norte de la isla era un frondoso bosque de laurisilva. Conocido como la Selva de Doramas. Donde crecían especies como el laurel, el acebiño o el Til (Ocotea foetens). La más abundante y la que le da nombre a la reserva.

Pero en la actualidad los Tilos de Moya, en pleno Barranco del Laurel, apenas cuentan con 20 hectáreas de superficie arbolada. Ya que la deforestación y la tala desmesurada a lo largo de los años han hecho una profunda mella en la zona. Y esto, unido a que concentra las especies de flora más amenazadas de la isla y unas condiciones climáticas únicas, ha hecho que esté considerada Reserva Natural Especial.

Los Tilos de Moya

Por eso, gracias a los trabajos de recuperación y conservación, hoy podemos disfrutar de uno de los senderos más especiales de Gran Canaria. Que nos regala en uno de sus tramos unas vistas preciosas de la espesa vegetación del barranco.

Los Tilos de Moya

Y nos lleva a bucear por el microclima que se crea entre los tilos.

Los Tilos de Moya

Pero es que, además, es una ruta circular de sólo 2 kilómetros y con un poco de desnivel ascendente únicamente al principio. Por lo que es súper fácil, incluso para los más peques y los compañeros de 4 patas😉.

📍 Cómo llegar al principio del sendero

Para acceder se puede poner en el navegador “los Tilos de Moya” e iremos directamente a parar al centro de interpretación. Pasando unos 2 kilómetros de Moya (si se viene de Las Palmas), hay que tomar un desvío de la GC-700 a la izquierda. Justo frente al Restaurante-Grill Los Tilos.

Para aparcar realmente sólo hay unas pocas plazas delante del restaurante. Pero en la práctica todo el mundo deja los coches en los arcenes y márgenes de la carretera.

Otra opción es llegar en guagua hasta Moya y caminar por la carretera hasta el sendero. Aunque también hay una línea, la 124 (de Moya a Gáldar), que tiene parada junto al acceso. Pero sus horarios son muuuuy limitados.

🏃 Otras rutas para recorrer los Tilos de Moya

Además de esta pequeña ruta circular, hay varios senderos más que se pueden recorrer para descubrir los Tilos de Moya. Algunos de ellos son:

📌 Qué visitar después de los Tilos de Moya

Además de recorrer los Tilos de Moya, tampoco hay que dejar de hacer una parada en el pueblo para descubrir otros dos rincones imprescindibles del municipio. Y reponer fuerzas si ya se acerca la hora de la comida…

En primer lugar, hay que acercarse a la Iglesia de Nuestra Señora de la Candelaria. Que se alza de forma prácticamente imposible sobre la cima de los riscos del Barranco de Moya.

Los Tilos de Moya

Y, en segundo lugar, justo frente a la iglesia, también hay que visitar la Casa Museo de Tomás Morales. Donde nació el hombre que lideraría la nueva poesía canaria de principios del siglo XX. El máximo representante del modernismo insular. Y uno de los principales del posmodernismo español.

Los Tilos de Moya

Su interior se puede recorrer de martes a domingo de 10 a 18. Y la entrada normal cuesta 2€.

🏖 Las playas de Moya

Para terminar el día, si el tiempo acompaña, una buena opción puede ser acercarse a darse un chapuzón a alguna de las playas del municipio. Pero hay que tener en cuenta que son playas de piedras y fuerte oleaje, ideales para el surf y el bodyboard. Aunque también hay algunas piscinas naturales. Como la del Charco de San Lorenzo o la del Altillo.

Los Tilos de Moya

🍬 La cuna del dulce en Gran Canaria

Por último, antes de dejar atrás el hogar de Tomás Morales y el espectacular bosque de Tilos, debéis saber que Moya es famosa también por otra cosa. Por sus dulces. Todo un emblema de la gastronomía isleña. Y es que no hay quién se pueda resistir ni a los bizcochos ni a los suspiros.

Los primeros, creados por Cha Manuela, una vecina que había emigrado desde Cuba, son un bizcochito seco y crujiente que lleva una cobertura a base de claras de huevo, azúcar y limón. Y se les conoce, además de como Bizcochos de Moya, como bizcochos lustrados.

Los segundos, los Suspiros de Moya, son merengues horneados. De tal forma que quedan ligeros y crujientes.

Bizcochos y suspiros de Moya © Turismo de Gran Canaria

Así que no os podéis marchar de allí sin llevaros unos cuántos de cada. Ni sin pasar por la estatua de La Turronera. Que rinde homenaje a todas aquellas mujeres que han dedicado su vida a hacer disfrutar al prójimo con sus dulces.

Los Tilos de Moya

..

Y así, con un puntito dulce, terminamos esta pequeña guía para descubrir los Tilos de Moya y demás imprescindibles del municipio. No dejes de consultar el resto de posts sobre la isla para organizar el viaje perfecto a Gran Canaria.

Pero, si no te animas a conducir por la isla, o simplemente prefieres hacer esta visita con un guía para no tener que preocuparte de nada, no te pierdas esta excursión de Civitatis que combina Moya y Artenara😉.

..

✈ Organiza tu viaje a Gran Canaria:
..

📝 Descubre TODOS LOS POSTS que hemos publicado sobre Gran Canaria.

🛌 Encuentra las MEJORES OFERTAS de alojamiento en la isla.

🏆 Añade VISITAS GUIADAS Y EXCURSIONES en Gran Canaria en español.

🎗 Contrata el mejor seguro de viajes con nuestro 5% DE DESCUENTO EN IATI SEGUROS.

Espero que este post para conocer los Tilos de Moya os haya sido superútil. Si tenéis cualquier duda o pregunta, os animo a dejar un comentario o escribirnos por email. ¡Hasta muy pronto viajerxs!

Y si queréis estar al tanto de todas las novedades, no dejéis de seguirnos en instagram: @miventanalmundo

..

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.